262017oct
Reflexión del mes: Nuestro Centro, Nuestro Yo Soy.

Reflexión del mes: Nuestro Centro, Nuestro Yo Soy.

El mes pasado hablábamos del cáncer como reflejo físico de un, llamémoslo mal, anímico. Hablábamos también de que los males de la sociedad pudieran ser un reflejo de los desajustes personales de cada vez más personas. Básicamente de una sociedad en desequilibrio que desequilibra a los miembros que la forman. O más bien puede que de personas desequilibradas que crean sociedades a su imagen y semejanza tan poderosas que incluso llegan a alterar el orden natural del propio planeta. No sabemos cuál fue primero, si el huevo o la gallina, pero si sabemos que somos responsables y es nuestra responsabilidad volver al orden natural o afrontar tiempos más difíciles, puede que en un futuro hasta nuestra propia extinción como especie.

En Canvi tenemos claro esta relación entre los conflictos de tu vida y los conflictos de tu cuerpo. La ciencia médica afortunadamente también acepta este enfoque, aunque no es tan determinista entre causas y efectos. No obstante, reconoce que una persona estresada o viviendo una situación difícil en su vida, esta permanente bañada en sustancias ácidas que desgastan su cuerpo, sistema inmune bajo, problemas de sueño, dificultades con la digestión de alimentos, con una peor absorción de oxígeno, etc… y de todo ello se produce cualquier cosa menos salud. Partiendo de ahí creo que una consecuencia lógica de todo ello es que nuestra salud, nuestra felicidad o sufrimiento, nuestro bienestar en general depende básicamente de nosotros, de cómo creamos nuestra realidad diaria. No es nada nuevo la verdad, casi cada religión que haya existido pone el énfasis en la divinidad que somos o en la divinidad con la que podemos conectarnos para pedir lo que queremos, o no queremos en nuestra vida. El mismo lema de Canvi “No importa lo que te pase sino lo que hagas al respecto”, pone el énfasis en tu capacidad de gestionar quien eres o quien quieres ser o sentir. La misma biblia dice, “Sois Dioses más lo habéis olvidado”, o el famoso frontispicio del templo del Oráculo de Delfos “Conócete a ti mismo y conocerás a los dioses y al universo”. Si algo hay claro es que Dios es el Ser que tiene la capacidad de crear Realidad Propia. Hágase la luz, que se separen la luz de la oscuridad….

Si aceptamos que somos Diosecillos en prácticas y no creamos la Realidad que queremos en cualquier aspecto de nuestra vida, incluido la salud, es indudable que algo estamos haciendo mal. Cuando no estas centrado, cuando no estás en tu centro te salen casi todos los tiros por la culata. La principal causa de todo esto es que las circunstancias externas a nosotros no están gestionadas desde nuestra divinidad si no que otro u otros manejan nuestra Realidad. Hay unos intereses formidables en que no manejes tu Realidad y que tengas que pagar dinero para crear de forma bastarda aquello que quieres en tu vida. Medicina para tu salud, estética para tu belleza, comida basura para calmar tu frustración y dietas basura para adelgazar, entretenimiento barato para no pensar…. La sociedad está montada para que no te puedas centrar y puedas seguir siendo manejado por dentro y por fuera por otros, desde tu familia hasta los que realmente gobiernan el mundo. Las extrañas y convulsas circunstancias que estamos viviendo actualmente en Cataluña no son más que otro ejemplo de cómo nos pueden sacar de nuestro eje las influencias externas. Toda agitación externa que no podamos gestionar es reflejo de una situación interna que no hemos solucionado en nuestro interior. La famosa Paz Interior es una Paz que no está vinculada a nada, que no se apega, a ninguna guerra exterior. Solo hay que ver las esculturas de Buda para ver que nada de lo que él pueda vivir lo sacara de su Paz interiormente creada. En estos tiempos complicados más que nunca debemos tomar conciencia de quienes somos como individuos, que queremos crear en nuestra vida y desde donde lo hacemos, desde la Paz o desde el miedo o los mil nombres que le ponemos, ira, frustración…. Cuando el escaparate esta tan cargado ve hacia dentro y con los ojos del corazón Ve Realmente que Realidad quieres que este en tu Vida.

Cándido Granada Álvarez

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *