42021Oct
Reflexión del mes: la sabiduría

Reflexión del mes: la sabiduría

Afortunadamente existe un cuento zen para cada ocasión, es como los chistes de Lepe, así que, aprovechando la ocasión os cuento uno que viene al caso:

Le preguntaron sus alumnos a un maestro Zen (que tenía un nombre, pero como era chino o japonés no me acuerdo, lo llamaremos Pepe)- Maestro, ¿Cuál es el secreto de la sabiduría? A lo que Pepe contestó –Cuando como, como. Cuando ando, ando. Y cuando llego, llego.

Sus alumnos obviamente defraudados con una respuesta tan simple, protestaron y objetaron que algo tan sencillo no podía ser el secreto de la sabiduría. Todos objetaban que eso ya lo sabían hacer ellos y no se sentían tan sabios por ello. A lo que el maestro Pepe dijo. – No es cierto. Vosotros, cuando coméis, estáis pensando en andar. Cuando andáis estáis pensando en llegar. Y cuando llegáis estáis pensando en volver. Yo-Recalcó- Cuando como, como. Cuando ando, ando. Y cuando llego, llego.

Nosotros, como los alumnos de Pepe, estamos permanentemente viviendo en un tiempo distinto del único en el que existimos, el presente. A veces recordando para bien o para mal el pasado, o imaginando impacientes un futuro al que amar o al que temer. No me extraña que Pepe nos recuerde que no somos sabios, no estamos viviendo nuestras vidas. Estamos recordando o imaginando, no viviendo.

En su momento yo busque una aplicación para que el móvil mandara un mensaje o alarma, cada pocos segundos, para recordarme continuamente el vivir en el presente. Afortunadamente no la encontré y no le di la responsabilidad de hacerme sabio a mi teléfono. Siempre creemos que otro lugar, otro tiempo, otras personas, otra pareja, otro partido político… llenara el hueco de insatisfacción que tenemos en el pecho. Cuando nos responsabilizamos de verdad de nuestras vidas, empezamos a tomar decisiones y medidas para que nos llenemos desde dentro, y empecemos a vivir lo que estamos viviendo.

Os sugiero no poner como excusa para hacer estos cambios el necesitar una gran preparación previa, a menos que sea hacerse piloto de avión. Si quieres aprender a cocinar empieza a pelar patatas. Si quieres aprender a bailar deja de ver vídeos en Youtube y sal a la pista. Deja que el momento presente te inspire viviéndolo en plenitud, aunque al principio parezca un desastre.
Recuerdo que de pequeño mi padre me mandaba hacer cosas y yo invariablemente preguntaba- ¿y cóooomo lo hago? Y mi padre, que es un maestro Zen, (en realidad es tornero, pero su respuesta estaba a la altura del maestro Pepe) me respondía siempre –Comiendo.

No hay nunca otro momento para cambiar que ahora, no hay nunca otro momento para perdonar más que el ahora, no hay otro momento para vivir más que el ahora. Deja de leer libros y baja a la arena de una vez, es el único lugar donde están los retos y el crecimiento, y desde luego, el único lugar donde está la Vida.


Cándido Granada Álvarez.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *